Farandula

De Molina celebra ser el conductor más antiguo de Nochevieja en Time Square



EEUU TELEVISIÓN

Miami, 31 dic (EFE News).- El conductor cubano de televisión Raúl de Molina cumple este martes 24 años a cargo de la transmisión en español de la caída de la icónica bola en Times Square que marca el inicio del Año Nuevo, lo que le convierte en el presentador más antiguo de esta ceremonia seguida por millones de televidentes en Estados Unidos.

“La primera vez que animé el show de fin de año fue 24 años atrás y fue una experiencia única”, contó a Efe “El Gordo” De Molina, como le dicen sus colegas y fanáticos. “No hay un lugar en el mundo como este”, afirmó.

De Molina tenía 36 años cuando lo hizo por primera vez y acababa de entrar a la cadena Univision.

“Entonces las transmisiones (en español) de fin de año se hacían desde otra parte, desde Miami, Los Ángeles, pero no desde Nueva York”, recordó el cubano-estadounidense, quien siempre insistió en que la televisión hispana debía tener presencia en la Gran Manzana.

En Times Square, desde 1907, una gran pelota bautizada como “la bola del tiempo” cae y marca el inicio del Año Nuevo, aunque primeramente la ceremonia se realizó en el edificio del diario The New York Times durante ocho ocasiones.

A sus 60 años, De Molina duda que alcance al fallecido conductor estadounidense Dick Clark, quien comenzó con las transmisiones televisivas de la caída de la bola en 1972 y, de una u otra forma, la ceremonia estuvo presente hasta su muerte en 2012.

De Molina, quien cumplió 21 años conduciendo el programa “El Gordo y La Flaca” con Lili Estefan, se declaró “orgulloso” de ser el presentador más antiguo de la transmisión, más aun porque se trata de un talento de la televisión en español.

En inglés, los principales canales de televisión tienen representantes en Time Square, comenzando por la cadena ABC, con su programa oficial titulado “New Year’s Rockin’ Eve”, actualmente a cargo del animador Ryan Seacrest y la actriz Lucy Hale.

El show más famoso a nivel internacional, sin embargo, es el de CNN, con su periodista estrella Anderson Cooper.

View this post on Instagram

Nos vemos hoy en @elgordoylaflaca #Feliz Navidad

A post shared by Raul De Molina (@rauldemolina) on

Desde hace unos años y en español, Telemundo también decidió llevar a parte de su elenco a Time Square, pero hasta ahora no ha logrado alcanzar a Univision en audiencia.

Poder estar allí año tras año genera a “El Gordo” tanto entusiasmo que ya contaba los días desde que, a principios de estee mes, mostró a la prensa una selección de su trabajo como fotorreportero, presentada en el contexto de la feria Art Basel, en Miami.

De Molina mostró entonces en un ámbito privado unas sesenta imágenes de su colección de fotografías que recogen la historia de Miami de los años 80, época del sur de Florida marcada lo mismo por el glamour que por el narcotráfico y la violencia.

Despedir el año en el Times Square “es una de las cosas que más disfruto”, afirmó en una entrevista con Efe. Sin embargo, su pasión por pasar el fin de año en Nueva York no comenzó por la vía laboral.

“Iba con mi esposa a recibir el Año Nuevo. Almorzábamos, comprábamos una botella de champaña y tomábamos un cuarto en el (hotel) Marriot Marquis, que mirara a Time Square”, recordó.

Ahora ve la bola caer desde una plataforma especial, donde desde varias horas antes de la medianoche, presenta algunas de las figuras más destacadas de la música latina.

Este año, De Molina compartirá escenario con el artista puertorriqueño Pedro Capó, cuya canción “Calma”, una colaboración con Farruko a la que después se sumó Alicia Keys, conquistó los primeros lugares de popularidad en varios países del mundo.

También estarán la banda juvenil CNCO y el cantautor Joss Favela con el Mariachi Sol de México.

El programa incluirá además transmisiones desde Los Ángeles (California), San Antonio (Texas) y Miami (Florida), donde tendrán números musicales de Pitbull, Paulina Rubio y Nacho, entre otros.

“Esto es importante, porque la gente no tiene que salir de su casa el 31 de diciembre”, subraya De Molina.

“La gente siempre me lo dice. Pasé el fin de año contigo”, narró. Las anécdotas son muchas, pero el presentador asegura que nada lo marcó tanto como la transmisión para despedir el 2018.

“Llovió la noche entera y aquí no te dejan usar ni un paraguas”, reveló, “así que me estuve mojando desde las ocho hasta las doce de la noche y cuando pudimos escaparnos, claro, dejó de llover”.

Quizá este año lo marque también, por ser el primero que pasa esta fecha tan importante sin su hija Mía, de 19 años, quien “nos pidió irse con unos amigos”, confesó De Molina.



Facebook Comments
Show More
Close